¿Cómo superar el confinamiento del Coronavirus?

¿CÓMO SUPERAR EL CONFINAMIENTO CUANDO UNO ESTA SOLX?

Son días complicados. Estar encerrado aunque sea en tu hogar, sin tener a quien recurrir, puede resultar muy angustiante y depresivo para mucha gente. Sobretodo para los más vulnerables. Creo que estos días todos podemos empatizar con la angustia que pasan sobre todo la población de gente mayor, cuando no tiene familia, amistades, o redes sociales en las que apoyarse. Espero que este confinamiento nos ayude a darnos cuenta de cuánto nos necesitan y cuanto podemos aportar a la sociedad aquellos que tenemos la libertad que nos da la juventud y un cuerpo sano.

Somos seres sociales y necesitamos del contacto con otras personas, si bien es cierto que la soledad a menudo responde a un sentimiento subjetivo que poco tiene a ver con nuestra realidad. Es un proceso intrínseco. Podemos estar rodeados de miles de personas, con quienes contactamos día a día, pero al no tratarse de relaciones significativas, unx se puede encontrar igualmente solx.

Las personas que están solas, encuentran en nuestra ajetreada vida la oportunidad de camuflar este sentimiento, con los múltiples contactos que realizamos en el día a día: en el trabajo, por la calle, al ir a comprar, al hacer actividades de ocio compartidas, etc. En el caso de las personas mayores, éste circulo social se estrecha enormemente. Es por eso que a veces nos encontramos en la cola del supermercado a personas mayores que se entretienen a hablar con quien le atiende en la caja. Quizás sea su única oportunidad de poder hablar durante todo el día. Y a nosotros nos molesta esta lentitud. El mundo es nuestro, lo hemos diseñado para tener un ritmo frenético, y no hay lugar para la lentitud y el entretenimiento de nuestras personas mayores, quienes un día también tuvieron un cuerpo no limitante.

Cualquiera de nosotrxs, a pesar de llevar pocos días confinados y estar acompañadxs por nuestros seres queridos, estamos anhelando el poder salir y poder retomar las relaciones con otras personas significativas de nuestra vida, como lo hacíamos hace unos días. Sin miedos. Valorando mucho más esos contactos, la libertad, la salud, el aire limpio… pues por todos es sabido que a menudo hasta que no pierdes alguien o algo, no valoras lo que tenías.

como superar el confinamiento del coronavirus

Es momento para reflexionar, dar las gracias por tanto que tenemos y todo lo que somos. Y sobretodo rectificar en todo aquello que podemos, si es que aún estamos a tiempo. Cuidemos de nuestrx gente, de toda y de todas partes. De nuestros animales, de nuestro planeta. Puede que todo esto sea un aviso. Puede que esta vez encontremos la vacuna para hacer borrón y lista nueva. Pero si no empezaos a hacer cambios reales, puede que mañana no haya marcha atrás para nosotrxs o nuestrxs niñxs. Con que angustia y resignación lo vivirán sabiendo que estaba en nuestras manos y no hicimos nada para evitarlo, pues al contrario, somos los provocadores de tal desgracia.

Recuperando lo que nos atiende, (sobre)vivir en soledad estos días, dependerá en gran parte a los recursos que tengamos cada unx. Desde nuestra propia psique, nuestro cuerpo, y la capacidad de obtener recursos externos. Pero a pesar de estar incluso en la mejor de las situaciones, nuestra psique se verá afectada, removida. Pues resulta un reto incluso la persona más cuerda. De ahí que sea esperable un aumento de ansiedades, depresiones y conductas de auto-agresión resultantes de estos días.

Pero estar recluidos también puede resultar una magnífica manera de trabajarnos para lograr un crecimiento personal. Aprendiendo a gozar de nosotrxs mismxs, que al final, somos la única persona con quien vamos a permanecer durante toda nuestra vida, en cada instante, año tras año. Y cuantas personas rehúyen de sí mismas en vez de disfrutar de ese tiempo consigo mismas. De ahí, tantas relaciones tóxicas en las que nos encontramos.

Os dejo un decálogo, de ideas (ya os anticipo) superficiales, para poder hacer si te encuentras solx. Espero que podáis añadir cientos de ideas más, y entre todxs encontrar recursos para hacer más llevaderos los días que nos quedan:

1.- Aprovecha para no hacer nada. Sí, sé que suena raro, pero a menudo llevamos un ritmo de vida estresante. Incluso cuando estamos de vacaciones. No hacer nada, por un periodo no muy largo de tiempo, puede resultar una manera adecuada de escuchar tu voz interior y conocerte mejor.

2.- Cuídate mucho. Quien tiene tiempo para cumplir con todas las recomendaciones que nos hacen los profesionales de la salud y belleza a los que visitamos? Éste periodo, puede ser un buen momento para limpiarnos los dientes a consciencia, echarnos todas las potingues que tenemos por casa, hacer esos ejercicios que nos recomendó nuestrx terapeuta, etc.

3.- Quiérete mas que a nadie. Porque no preparar una cita especial para ti? Un baño relajante con velas, vestirte para ti, preparar una comida riquísima digna de la mejor Nochebuena…

4.- Tareas pendientes de ocio: disfruta de la lectura de ese libro que tenías en la mesilla de noche desde hacia tanto, haz una maratón de ésa serie que te recomendaron, sin sentirte culpable por ello, escribe, toca la guitarra, dibuja o haz lo que te plazca!

5.- Un poco de deporte: Mucha gente se está uniendo a hacer deporte desde sus casas, como buenamente pueden. Yo misma, he buscada videos de baile, de zumba por internet, y intento hacer media horita al dia. A otros ratos le doy toques a una pelota de fútbol de mi perro. Hacer deporte hasta que notemos el corazón acelerado y el sudor en nuestros cuerpos, resulta a demás de una buena distracción, un antidepresivo natural.

6.- Por la misma razón, os voy a recomendar una buena sesión de sexo. No es cierto que siempre nos masturbamos de la misma manera con la finalidad de obtener un orgasmo rápido? Es hora de experimentar, nuevas posturas, nuevos estímulos, nuevas fantasias, y nuevos juguetes (aún podéis comprar online en paginas web como la de www.vibracions.com).

7.- Igualmente, descargaros un curso de meditación, relajación, etc. Os será magnífico ante la ansiedad y la angustia que se os pueda despertar durante estos días.

8.- Aprende algo nuevo: no tienes excusa de falta de tiempo para aprender una nueva habilidad… pasos de baile, tocar un instrumento, un nuevo idioma, apúntate a ese curso on-line… se productivo y no desaproveches ésta oportunidad que se te ha brindado.

9.- Organiza la casa. A lo Marie Kondo. Una casa ordenada y limpia, te hará sentir mejor. Aprovecha para dejarla impoluta. Será bueno para tu mente y para eliminar cualquier rastro del maldito coronavirus.

10.- Mantén el contacto con otras personas. En la medida de lo posible, tira del listado enorme de contactos de tu teléfono. Que no te sepa mal ser asertivo y decir que te sientes solx y necesitas hablar con alguien éstos días. Seguro que aunque no tengas demasiado contacto con esa persona, se hará cargo de la situación y te ayudará a hacer un poco más llevadero los días.

Y si esto no te sirve, piensa que la mayoría de lxs psicólogxs podemos seguir atendiendo aunque sea de manera on-line. Si resulta necesario puedes contactarme y te daré cita.

Montse Iserte

Hola soy Montse. Sí, yo también escribo para mi blog! Hace años que dedico a la psicología y la sexualidad en concreto. Intento dar mi punto de vista más personal en todos los artículos que he escrito y que escribiré

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.