Tiempo de lectura: 3 minutos

¿Existe la hipersexualidad o adicción al sexo? ¿Conoces bien a qué se refiere este concepto y a qué no se refiere? Hablemos sobre estos conceptos y diferenciémoslo de lo que no es.


La hipersexualidad o adicción al sexo

Cuando hablamos de hipersexualidad o adicción al sexo, estamos hablando de una patología muy concreta de adicción. Antes de que entremos a definir estos conceptos, debemos hacer hincapié en que, a lo largo de la historia, estos términos se han visto muy distorsionados y en muchas ocasiones se han introducido conceptos e ideas erróneas.

Así, alertamos de que no todo lo que pensamos que puede ser adicción al sexo es, en realidad, hipersexualidad, como nos ha podido enseñar el mundo del cine, la televisión o el efecto de la sociedad en estos temas que son tan tabúes, incluso hoy en día.

Qué es la hipersexualidad

La hipersexualidad es un término que hace referencia a la adicción al sexo. Ha recibido diferentes nombres a lo largo del tiempo, y según el autor que describa el trastorno:

  • Hiperfilia (Money, 1980).
  • Desorden Hipersexual (Krueger & Kaplan, 2001).
  • Conducta Sexual Impulsiva-Compulsiva (Ra ymond, Coleman & Miner, 2003)

Para la CIE-10, actualmente, se entiende como deseo sexual excesivo, que viene a tener un significado muy cercano al de adicción.


💥 BONUS: Las adicciones más comunes

 

La adicción al sexo puede ser entendida como el impulso y la dependencia emocional y fisiológica al sexo. Las conductas que se llevan a cabo debido a la hipersexualidad, son frustrantes, perjudican al día a día de la persona y provocan grandes daños en las esferas que conforman su vida (social, laboral, familiar, etc). Así, podemos encontrar que se pueden llevar a cabo conductas como:

  • Dejar las tareas pendientes, el trabajo, o cualquier ocupación importante que tengamos a nuestro cargo, para mantener sexo.
  • Tener ideas constantemente sobre tener sexo, que son tan aturdidoras que nos impiden actuar con normalidad en nuestro día a día.
  • Mantener sexo (a solas o en compañía) en lugares inapropiados por la necesidad imperiosa de satisfacer el impulso.

 

Qué no es hipersexualidad

Debemos tener en cuenta que debido a la sociedad en la que nos hemos desarrollado, hay muchas ideas incorrectas acerca de la adicción al sexo. Esta información errónea puede llegarnos, incluso, desde esferas de la medicina, psiquiatría e incluso desde dentro de la psicología y la sexología.

No obstante, debes aprender a diferenciar qué es la hipersexualidad de lo que no lo es. Recuerda que los puntos más importantes para considerar esta adicción al sexo son:

  • El sexo se interpone en nuestro día a día, haciéndolo disfuncional;
  • Las ideas y pensamientos que tienen que ver con el sexo nos provocan un gran impulso para satisfacerlo y, a la vez, nos hace sentir muy mal después;
  • Debido a dependencia al sexo, hemos perjudicado ambientes muy importantes de nuestra vida, como nuestra familia o nuestro empleo.

Así, a continuación vamos a ver algunos ejemplos de lo que NO es adicción al sexo:

  • Ver pornografía, incluso si es varias veces al día.
  • Tener sexo fuera de la pareja. Ya sea bajo acuerdo o no, tener sexo fuera de la pareja no es un indicativo de que la persona sea adicta al sexo.

💥 BONUS: Los tipos de relaciones de pareja

 

  • Prostituirse o tomar servicios de prostitución.
  • Buscar sexo frecuentemente. Habría que definir a qué nos referimos con “frecuentemente”. ¿Una vez al día? ¿Dos veces al día? ¿Tres? Nada de esto es adicción al sexo. En el caso de que lo buscáramos frenéticamente, ignorando nuestros deberes del día a día y nuestras responsabilidades, entonces sí podría considerarse.

 

Como verás, la hipersexualidad es un término realmente tergiversado incluso hoy en día. Aunque ya se han dejado atrás los términos patológicos de ninfomanía y satiriasis, todavía hay personas que, por desconocimiento, siguen usándolo. No obstante, están completamente fuera de juego, con la información científica que conocemos hoy en día.

Si estás pasando por dificultades debido a la hipersexualidad o tienes dudas que te gustaría comentar, puedes escribirnos en los comentarios, llamarnos al 615095769, o agendar con Montse Iserte directamente:

Montse Iserte – Doctoralia.es

Autora de la nota: Yolanda Carmona