beneficios del aceite de pompeya

Los Beneficios del Aceite de Pompeya

LOS BENEFICIOS DEL ACEITE DE POMPEYA

El monte Vesubio abrasó, secó y destruyó la ciudad Romana de Pompeya. No dejes que el tiempo, el estrés, un mal momento o una experiencia desafortunada arruinen tu salud sexual. Aprende de los errores del pasado y actúa antes de la erupción del volcán. El aceite íntimo de Pompeya es un cosmético natural que ayuda a la mujer a sentirse bien con su sexualidad y su sexo.

La vida nos presenta suficientes dificultades a lo largo de los años como para no ponerle remedio a aquello que sí lo tiene. El sexo es un aspecto importante, pero la salud también. El aceite de Pompeya es fuente de salud. No necesitas encontrarte mal o llegar a tu límite para poder empezar a utilizarlo. Sigue leyendo y descubre sus mayores beneficios.

  • ¿Cuándo, quién y por qué?

Afortunadamente, el Aceite de Pompeya puede utilizarse con dos fines complementarios. El primero, como hidratante, protector y regenerador. Si sientes de manera puntual o regular: sequedad, escozor, irritación, olores desagradables o cualquier otra molestia, no dudes en aplicarlo. El segundo, para mejorar las sensaciones en las relaciones sexuales. Es deslizante, lubricante y activa la pasión.

Cualquier mujer puede utilizar este aceite. A cualquier edad y por cualquier necesidad. Incluso por el propio placer que provoca utilizarlo diariamente como hidratante y catalizador de elasticidad y tersura. Puede aplicarse las veces necesarias al día. A pesar de todo ello, si el problema persiste o el aceite provoca algún efecto no deseado, evidentemente debe consultar a un experto.

Los componentes del aceite son totalmente naturales. Olvidémonos de lo artificial y lo dañino como los parabenes y las parafinas. Es un producto vegano hecho a partir de plantas, cereales y frutas. Gracias a ello su textura es sedosa, su color ocre y su olor dulce. Es agradable aplicarlo tanto en la zona íntima como en la perineal. Además, no hay ninguna contraindicación para extenderlo por otras zonas sensibles del cuerpo.

  • Entremos en detalles: Casos específicos

La menstruación es uno de los momentos más delicados del mes para la mujer. Rompamos falsos mitos: no se trata solo de cambios de humor y dolor en los riñones. Las compresas y tampones resecan y dañan la flora femenina. Un alivio lo encontramos en la utilización de la copa menstrual, pero no siempre es suficiente. El aceite de Pompeya puede suponer la solución a las incomodidades que la regla provoca en la zona íntima.

¿Y qué hay de la menopausia? También provoca malestar, sequedad e irritación. No debemos solo pasar por ella como si fuera una penitencia. Hay soluciones y de pueden aliviar los síntomas. No hemos venido solo a sufrir, cualquier alivio es bienvenido en los momentos más delicados.

En ocasiones, pueden producirse pequeñas heridas desagradables, por ejemplo por culpa de la depilación, alguna rozadura con la ropa, especialmente en verano o incluso a consecuencia de una noche de sexo intenso. Gracias a que el aceite no tiene alcohol, es ideal para tratar estas leves pero tan incómodas fisuras.

Pocas veces pensamos en ello, pero es evidente que nuestro tipo de trabajo puede afectar a nuestra salud sexual. Practicar deportes intensamente como la bicicleta o montar a caballo, tener que pasar muchas horas al día sentada, llevar pantalonesajustados muchas horas. Todo ello afecta a la sensibilidad de la zona íntima. Sé previsora y ataca las futuras molestias.

 

 

beneficios del aceite de pompeya

La flora vaginal está formada por determinados tipos de bacterias y hongos. La mayoría son benignos y nos ayudan a mantenernos sanas, pero hay algunos tipos o en determinadas cantidades, que pueden molestarnos y hacernos daño. Este aceite ayuda a controlar los hongos, como por ejemplo en el caso de la candidiasis. Alivia los síntomas y rebaja el malestar.

Todo el artículo y el producto están enfocados principalmente hacia la mujer, pero es interesante mencionar que los hombres también pueden beneficiarse del aceite igual que ellas. El producto es apto para la zona perineal y otras zonas sensibles del cuerpo. Esto quiere decir que las hemorroides y las fisuras pueden ser tratadas y aliviadas por él. Además, el sexo anal puede ser más placentero si aplicamos el aceite antes y después de la penetración.

En el sexo todo lo que podamos probar para aumentar el placer y el deseo es bienvenido. Así que este aceite es totalmente indispensable si queremos innovar en la cama. Puede aplicarse suavemente mediante un masaje antes del sexo e ir encendiéndonos poco a poco. Después de la penetración, el orgasmo, el subidón y el bajón, podemos volver a aplicarlo para evitar pequeñas heridas y la sequedad de la zona.

Personalmente, el motivo perfecto para querer disfrutar del aceite de Pompeya, es tener el deseo de sentir el propio placer de cuidarse a uno mismo. Igual que nos ponemos crema después de ducharnos como parte de un ritual de amor propio, aplicarnos este aceite es mimarnos a nosotros mismos. Es importante no olvidarse de uno mismo y atender las propias necesidades del cuerpo.

  • Deja de dudar

Si eres una persona atrevida y te gusta probar cosas nuevas, seguro que tendrás claro cuándo sorprenderte a ti misma o a tu pareja con este aceite. En cambio, hay personas más reservadas que necesitan consultar, contrastar e informarse más detenidamente. Este artículo puede daros una idea sobre los beneficios del aceite de Pompeya, pero la mejor manera de erradicar las dudas, es probarlo. Es totalmente natural e inofensivo, ¡no te cohíbas y disfruta!

 

LOS BENEFICIOS DEL ACEITE DE POMPEYA

Bet

Soy psicóloga sanitaria. me considero una enamorada de la sexología y la literatura, así que podría decirse que escribir artículos para este blog es todo un placer. espero poder resolver muchas dudas con ellos y animar a la gente a disfrutar de una sexualidad plena y sana.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *